Archivo de la categoría: Marco Oreggia

L’Extravergine 2009

copertina-lextravergine-2009-3d-copia

Acaba de salir al mercado la novena edición de la más internacional de las guías de aceites extra vírgenes que se editan en el mundo. L’Extravergine 2009 está editada por Marco Oreggia y Laura Marinelli, incluyendo un total de 634 fichas de otros tantos productos, procedentes de 37 países, tras haber degustado más de tres mil muestras por un panel de expertos, culminando un laborioso proceso de petición y recepción de muestras. La guía incluye además una exhaustiva primera parte dedicada a divulgar los aspectos más importantes de la actividad productiva y también de la cultura oleícola. Constituye siempre un primoroso resultado para un intenso trabajo previo, en el que además colaboran y se  ven reflejadas numerosas iniciativas, entidades, proyectos agronómicos, turísticos, económicos…

Al igual que en anteriores ocasiones incluye un TOP 15, con el que la Guía premia a los mejores productores mundiales según una clasificación que incluye diferentes tipologías para los mejores aceites según sistema de producción, certificación acreditada, variedades, características sensoriales, relación calidad / precio, etc. Los premiados de esta edición son nueve aceites italianos, cuatro aceites andaluces, y uno procedente de Croacia, Argentina y Francia. Es obvio que si bien son todos los que están, al menos eso intuyo por los aceites que conozco, no están todos los que son, pues entiendo que hay otros muchos aceites con calidad suficiente para compartir ese premio. En todo caso, creo que todos comparten una línea argumental en cuanto a su perfil organoléptico, que viene triunfando en los concursos que cada vez con mayor profusión se vienen celebrando y como siempre ocurre en estos casos, optando por un estilo de referencia al que muchos imitadores persiguen con muestras “de premio”. Por eso cada vez echo más en falta un tipo de premios que lejos de reconocer la excelencia en torno a una línea marcada, para una exigua producción, premie el conjunto de la producción elaborada por un molino o cooperativa, atendiendo a parámetros más complejos y diversos que el solo análisis sensorial. Una perspectiva mucho más holística de la calidad que el enfoque más o menos hedonista que acaba siempre por definir la resolución de este tipo de premios. Sin por ello quitar valor ni dejar de reconocer la deslumbrante calidad final de estos resultados de muestra. Pero los productores y los consumidores creo que estarían mejor relacionados si se potenciará un itinerario global de producción y consumo frente a este perfil de élite o día de fiesta que representan estas exquisitas producciones minoritarias. Mi propuesta es en suma premiar la sostenibilidad del sistema antes que la maravilla de una estrella en el conjunto del firmamento. Un universo donde aún el otro día podía leer un titular que se refería a la posibilidad de volver a usar los aceites lampantes, como primitivamente ocurría para “iluminación de las lámparas”.

Esta edición 2009 otorga además un Premio Especial, dedicado a Cristina Tiliacos, que reconoce a un protagonista relacionado con la calidad del mejor aceite. Este premio ha sido otorgado a Noureddine Ouazzani, referente de la investigación olivarera y oleícola en Marruecos, desde el Agro-Pôle Olivier ENA, en Meknès. Tuve ocasión de visitarle en la sede de este polo científico-técnico cuando éste se hallaba en pleno proceso de construcción, comprobando su frenético ritmo vital y encontrando en él un embajador perfecto de la cultura oleícola magrebí, contrapunto de modernidad previo a la visita a Volúbilis, sitio obligado para cualquier oleoturista que se precie. Allí pasamos un atardecer solitario de una tarde de invierno, entre piedras de moler, columnas de templos coronadas por cigüeñas blancas, vías de piedra de la que fuera una de la principales ciudades romanas del norte de África, fuente de imágenes inolvidables. Ejemplo destacado de la trilogía mediterránea presidiendo un paisaje donde no falta el pueblo, rodeado de bosque mediterráneo, encaramado a la montaña, en cuya falda, como no, se dibujan plateados los olivos.

maroc3-133

 

maroc3-161

 

Anuncios

2 comentarios

Archivado bajo Aceite de oliva, Marco Oreggia, OLEO TURISMO, Paisajes gastronómicos, Relatos de viaje, Turismo cultural, TURISMO GASTRONÓMICO, Volubilis

L’EXTRAVERGINE 2008

156.jpg

Disfrutar de un aceite de oliva que conserve al cien por cien sus cualidades sensoriales un año después de su producción, es si no un milagro, un ejercicio de saber hacer por parte de su productor. Tengo la suerte de estar consumiendo estos días la última botella de las que me regaló Jerónimo Mendonça de Abreu e Lima, pequeño productor de Mirandela, con la marca “Magna Olea “. Gracias a las catas que he ido haciendo a lo largo de la última década, he venido a tener entre mis aceites favoritos aquellos que tienen lo que éste atesora: frescor de bosque limpio, perfume sutilísimo que no hace sino destacar un leve picante que recuerda a la foresta mitad mediterránea, mitad atlántica de su origen. Jeronimo andaba el año pasado contrariado al no encontrar mercado para apenas unos miles de litros de esa joya, a un precio más que razonable. Estoy seguro que el mercado le premiará como merece mientras espero curioso la prueba del aceite fresco de este año. Embarcados en pruebas he de recomendarles la guía de aceites de oliva 2008 más internacional entre las que se editan. “L’Extravergine 2008” acaba de ver la luz en Italia. Marco Oreggia es el alma de esta publicación, resultado de un arduo trabajo de prueba de aceites procedentes de 34 países. La guía consta de una extensa introducción que presenta una radiografía mundial del sector, las denominaciones protegidas europeas y varios centenares de fichas correspondientes a las muestras seleccionadas. En cada edición, aparece una selección de la excelencia degustada en forma de TOP 15, incluyendo el molino del año –Frantoio Franci, en Toscana-, y diversos tipos de aceites en función de su modo de extracción, procedencia o perfil sensorial. Entre ellos, el frutado intenso de “Potosí 10” (Jaén) y el aceite de mejor relación calidad / precio, producido por la Hacienda Iber (Aragón). Siempre estas selecciones están sujetas, como cualquier tipo de premio, al criterio del público consumidor, pero si puedo permitirme recomendarles la guía por el riguroso trabajo del equipo editor.   

 

3 comentarios

Archivado bajo Aceite de oliva, Extravergine 2008, Magna Olea, Marco Oreggia