Archivo de la categoría: Travel

MOVILIDADES BAJO COSTE

faltaba_tasa_ir_lavabo

Foto: JOSEP LLUíS SELLART (EL PAIS)

La edición de hoy del diario EL PAIS incluye un interesante reportaje acerca de la relevancia y poder creciente de las aerolíneas de bajo coste, a partir del rumor lanzado hace un tiempo por los gestores de Ryanair de introducir una nueva tasa a aquellos viajeros que deseen hacer uso de los baños durante el viaje. Nada de extraño vista la tendencia con la que para la “mejora de servicio” no dejan de sorprendernos unas y otras compañías, hasta el punto de reducir los derechos de los viajeros a la nada como bien relata el texto citado. Hay en el mismo un dato aportado por el sociólogo  Tomás Mazón que debería invitar a la reflexión a los gobernantes que muchas veces reciben a estas aerolíneas con jugosas subvenciones y las contemplan embobados cual si se tratará del mítico maná divino o del mismísimo cielo protector. Dice Mazón que el 65% de los turistas que llegan a Valencia en 2007 no gastaron ni un céntimo en alojamiento, constatación de que este turismo líquido amenaza con despreciar cada vez más a los viejos fundamentos concentradores de la actividad turística y sustituirlos por una red de soportes móviles que captarán más o menos ingresos en función de cuál sea su ratio de movilidad. Frente al estatismo del edificio que alberga los alojamientos clásicos tal vez devengan exitosos, nuevas versiones de alojamientos móviles, porque lo que está claro es que aquellas ofertas centradas sólo en políticas de alojamiento corren cada vez mayor riesgo de estar de capa caída. Si no que se lo pregunten al turismo rural español modelo siglo XX, de cuyo ocaso acabo de leer dos textos relevantes. El primero1, relacionado con el caso canario pero extensible a otros lares. El segundo, describiendo la  crisis de visitantes que conoce el PN Cazorla, Segura y Las Villas, un modelo mixto de turismo rural y naturaleza donde la falta de planificación, la masificación de oferta poco cualificada, creo no acabará por encontrar mejoría si sólo se nutre de soluciones políticas desde arriba, que no se basan ni en la gestión del conocimiento, ni en la innovación ni en la participación de los actores.

1. GIL LARRAÑAGA, Pedro María (2008). “En la puerta de casa, quince años después”, en “Planificación y Gestión del Turismo Rural. Reflexiones desde la experiencia en Canarias”. Federación Canaria de Desarrollo Rural www.redcanariarural.org

1 comentario

Archivado bajo Movilidad, Tendencias, Travel, Turismo conceptos

TENDENCIAS TURÍSTICAS PARA EL 2009

bookcover6 Si todos los inicios de año son propicios a especulaciones acerca de lo que depara el sector de los viajes, este 2009 está destacando por la profusión de vaticinios que adivinan el comportamiento venidero de las muchas incertidumbres abiertas. Junto a los pronósticos de organizaciones internacionales y colectivos empresariales, algunos futurólogos han preguntado a su bola de cristal y hablan del turismo de mañana, como es el caso de Ian Yeoman, que contextualiza este devenir en un marco condicionado por la existencia de inseguridad y riesgos, así como por las limitaciones que impondrán las circunstancias asociadas al cambio climático. Hacia 2030 Yeoman vaticina un escenario exitoso para Turquía, USA, Macao, Australia, Malasia o China, en tanto que la gran región perdedora será Europa que perdería un 13% de cuota de mercado entre 2005 y 2030. Las nuevas tendencias propiciarán la consolidación de enfoques holísticos ligados al cuidado del cuero y la salud, el viaje intergeneracional entre abuelos y nietos, la irrupción de nuevos destinos emergentes ligados al low cost y la segunda residencia, el shopping en lujosos enclaves como Dubai, la explosión de mujeres single que representarán el 19% de los hogares británicos así como de los singleton, la expansión del trabajo voluntario ligado al viaje y a estancias más largas y de mayor enraizamiento, la presencia de ámbitos de especialización de la oferta en torno a la religión, la gastronomía, el lujo, las nuevas experiencias, el turismo espacial y deportivo, el turismo urbano y cultural en torno a grandes eventos y la emergencia de extensas capas de clases medias en lugares como China que pueden hacer de Macao, el nuevo Las vegas del siglo XXI. En un entorno tecnológico, la posición de imagen y marca de los destinos deberá estar ligada a la confianza que ofrezcan, su vínculo ético y de sostenibilidad. Los cambios de estilo de vida y la rapidez con que éstos ocurren conllevan una mayor infidelidad a los destinos vacacionales, lo que obliga a éstos a ser extremadamente innovadores, en un ambiente ligado al hedonismo, la experiencia y la autenticidad.

fly_away1 take_off1

De la parte de La Réseau de veille en tourisme canadiense, algunas tendencias a subrayar para 2009:

– Un nuevo concepto de lujo, para hoteles, restaurantes, tiendas, librerías…, una nueva forma de buscar el lujo como parte del tiempo en lugar de un objeto de consumo. El lujo como forma de enriquecer la experiencia, tal como propone Rough Luxe Experience.

– La retroacción 3.0 traerá una más completa transparencia, tras una retroacción 1.0 unidireccional y una 2.0 que subrayó ese enfoque, las empresas deben aprovechar las plataformas existentes para relacionarse con los clientes.

– Nacerán nuevos nichos derivados de los productos de masas.

– La ola “eco” acompañará a todos los sectores de actividad. “Salvad el negocio”, “salvad la ecología”, dos retos asociados.

– La “mapamanía” o locura cartográfica

También Alfons Cornella y Antonella Broglia, miembros de Infonomia, destacaron en el Update’09 turístico, organizado por Editur, Segittur y Turismo 2020, algunas ideas para analizar y en su caso explotar en este año:

– Repensar el turismo, sistematizando la creatividad

– Repensar el cliente, usando la minería de clientes para saber si hay algún hueco libre donde se halle una oportunidad de mercado. Original, airport weddings

– Repensar el valor metódicamente. Por ejemplo, Yapta, buscador de vuelos que te avisa si el precio cae y reembolsa en caso de que haya resultado la compra más cara.

– Experiencias, desde sueños sexuales, a turismo voluntario o temático…

– Hibridar. Mezclar ideas, servicios y entornos. Ejemplo: Glamping, glamour y camping o Lanserhof, turismo de salud basado en arquitectura y terapia

– Turismo p2p , interacción social, opiniones, original: Car swapping for the holidays o Minipreneur travel agents.

– Repensar las operaciones, trasladando costes, coordinando activos…

– Retos de la venta, turismo literario, revistas como Monocle, campañas virales como The Best Job of the world

– Intensidad informacional, agregadores como Kayak, aplicaciones tecnológicas como Verne21, experiencias comunes con Socialight, guías en video de hoteles en Trivop

– Cliente único, cadena global, como Pomarfin, Bluestar jets, etc.

Las tendencias en Experiential Travel, son dibujadas por tres miembros de Tourism Café, un descubrimiento personal que les sugiero conocer…Nancy, Celes, y Todd anuncian obviedades más o menos repetidas por otros gurús turísticos: más viajes locales, con mayor capacidad de reflexión a la hora de tomar decisiones de viaje, más valor al coste, recomendación de apostar por el crecimiento lento aprovechando la colaboración con otros agentes y el lanzamiento de productos más segmentados. Aconsejan aprovechar la mayor fragmentación de mercados e introducir el componente cultural y la sostenibilidad como elementos críticos de la oferta. Abordar el contacto directo con el cliente ideal y preguntarle que anda buscando, mensajes directos y cuerpo a cuerpo.

Deja un comentario

Archivado bajo Impactos turismo, Movilidad, Tendencias, Travel, Turismo conceptos

ALTOS VUELOS Y LOW COST

0aahoyunnn1

Ho-Yeol Ryu, Airport, 2005. Courtesy Ho-Yeol Ryu

Cuando el low cost es mucho más que una cuestión de precios más o menos baratos, sirviendo para etiquetar a una generación y a una tendencia social de producción, consumo y modo de vida.

 Cuando viajar en avión se convierte en una pesadilla expoliadora del tiempo libre autónomo y creativo.

Cuando este rumbo acarrea graves impactos ambientales que padece la población mundial sin que buena parte de ésta sea causante de los mismos.

Cuando los representantes de los gobiernos del planeta, sean de estirpe democrática o abolengo dictatorial, y las más finas élites económicas y sociales tienen alas, la cordura la ponen gente como Anita Roddick, la fundadora de Body Shop, con este texto publicado tras su fallecimiento, Vivir sin destruir  

Deja un comentario

Archivado bajo Lentitud, Movilidad, Slow Food, Tendencias, Travel, Turismo conceptos, Turismo sostenible, Turismo y cambio climático

SEÑALES

El diario británico The Telegraph, tiene una deliciosa serie sobre señales y carteles, SIGN LANGUAGE de la que damos una pequeña muestra. Humor en todas las direcciones …

Deja un comentario

Archivado bajo Fotografía, Fotos, Travel, Turismo conceptos

TURISMO 2.0

Asistí en la ciudad de Priego de Córdoba a algunas de las charlas del IV Congreso Nacional de Marketing Turístico. En realidad fue una magnífica ocasión para escuchar de cerca a algunos de los factótums de la red social Turismo 2.0, encabezados por su creador Albert Barra. Creo que las presentaciones estarán pronto en algún canal, por lo que me limitaré a introducir algunas impresiones personales. El mensaje estrella es la oportunidad, de no dejar perder el tren de las redes sociales que de manera tan rotunda han extendido las nuevas tecnologías y la sociedad del conocimiento. Oportunidad para pequeñas iniciativas hoteleras que pueden ofrecer una buena dosis imaginativa y entablar un cuerpo a cuerpo con el cliente, como mostraron Jimmy Pons o Edu William. Social, social, se trata de un fenómeno social, repite hasta la médula Albert Barra, un tipo que derrocha tanta dosis de inteligencia como de buen humor. No en vano, los profetas de la red social sitúan el humor, como los servicios express o la sinergia colaborativa como hitos del nuevo paradigma turístico, el turismo de la experiencia y las emociones.

Me sentí en la misma nube que cuando comencé a leer a los vectores de la democracia cultural hace unas décadas  o a los animadores de la sociedad infonomista,  con Alfons Cornellá a la cabeza hace ahora otra década, y ahora a estos propagadores de las redes sociales por doquier.

Pocas veces oí en medio de ese mensaje un análisis integral del mundo en que vivimos. Fuera para llevar la gente a la FNAC, convocar encuentros de creación colectiva mileuristas –por el precio de la inscripción- o transformar de manera creativa la prestación de los servicios turísticos, siempre escuché un análisis económico. Sólo una constatación, ninguna crítica. Pero poco social por mucho que las redes inteligentes se hayan bien apropiado el nombre, salvo en la difusión social del consumo.  ¿O acaso lo social se circunscribe a las colas para reservar un teléfono o al número de conexiones? ¿Es ese también el hecho social del turismo? ¿Habrá un reparto más igualitario del tiempo libre o aumentan las horas de trabajo? ¿Habrá alguna moratoria que evite seguir aumentando los excesos o se plantarán nuevos Dubais para castigar mientras tanto penalmente a los que se aman en sus playas? ¿Se repartirá entre los vecinos la plusvalía turística de los centros urbanos? ¿Se pagará con dinero público el incremento del derroche ambiental de los nuevos aeropuertos? En mi opinión la red social tiene que extenderse completa para dejar ver sus agujeros. A los que tampoco hay que tener miedo y que efectivamente el cliente ve, cuando no anda dormido.

Todos estos hitos postcapitalistas viajan hablando de revolución, mientras el mundo anda resfriado. Que la economía está enredada en banda ancha no cabe duda, que los códigos de comunicación cambiaron, y lo hicieron los hábitos de compra y los nombres más usados. También. Pero de ahí a afirmar con rotundidad que el viajero toma la decisión, el proveedor de una industria pesada como la turística produce al instante el servicio deseado y ambos se entienden en una red social, o que los destinos se entrelazan unidos por sus productos más allá de las fronteras, y los actores públicos y privados se funden en un abrazo, queda me temo un poco trecho, en una industria donde ni la sostenibilidad ambiental ni humana –la de las personas que trabajan- está entre las prioridades. Y que conste, que me gustan las nubes de algodón.

2 comentarios

Archivado bajo Tendencias, Travel, Turismo conceptos, Turismo y Nuevas Tecnologías, WEB 2.0

VIAJEROS Y MAGOS

Ya saben de Bután, ese país que se destaca por intentar medir el Indice de Felicidad Bruta de sus habitantes mientras se mantiene aislado en los Himalayas, restringiendo a varios miles el número de turistas que acceden cada año y protagoniza una original transición de monarquía medieval a curioso experimento político espiritual colectivo.

Se anuncia en las carteleras de cine españolas el estreno de “Viajeros y magos”, una película que no he llegado a ver pero a la que gustosamente me apuntaría si en este apartado lugar donde vivo hubiese abierta una sala de cine. Si algún cinéfilo/a la hubiese visto, se ruega comunicación o parecer, así como relato si se desea de aquellos sentimientos disfrutados, si los hubo. Ojalá!

2 comentarios

Archivado bajo Lentitud, Relatos de viaje, Travel, Viajes, Videos viaje

LA IMAGEN TURÍSTICA Y EL CHOQUE CULTURAL

 

Algunas lecturas recientes me han llevado a analizar el papel de la imagen turística de los destinos y la experiencia del choque cultural entre huéspedes y anfitriones. Vayamos por partes.

Obvio es que no viaja uno cuanto quiere y se añade además que cuando lo hago, tal como recomendase Robert Smithson me dejo llevar más por el azar que por las indicaciones de las guías turísticas de turno. Más bien acudo a buscar información práctica y precisa en relación con mis intereses personales. Pero en este caso, y tras leer este verano un reportaje y otros textos en el diario EL PAIS sobre la imagen que las guías turísticas contribuyen a forjar en los turistas que visitan España (imaginen la retahíla: el lugar donde se leen menos periódicos de Europa, donde el jamón se considera parte de la dieta vegetariana, donde sacan a pasear a Dios con cualquier pretexto…), cayó luego vía BlOG DE VIAJES, el enlace con l tesis doctoral de Mª Cecilia Palacios, “La mirada de los otros”, donde reflexiona sobre la construcción de la ciudad y los habitantes de Buenos Aires por las guías turísticas internacionales. Algunos conceptos introducidos en la primera parte de la tesina, me han parecido interesantes para relatarlos en esta nota:

– Las guías turísticas son mediaciones sociales que representan la realidad, eligiendo una explicación particular y no otra. Un análisis crítico de éstas debe posicionarse ante las argumentaciones elegidas en la guía. La interpretación del lugar que representan, conlleva un proceso ideológico y socio-cognitivo en busca de determinadas significaciones.

– Las guías turísticas en tanto que herederas de la creación de imagen romántica de los lugares visitados, se dedican abiertamente a mostrar su “autenticidad”, de una realidad tal cual el turista debiera percibir y vivir.

– Cada guía lleva a cabo su objetivo de explicación del mundo con su retórica y estilo propio, siguiendo la estela descrita desde la antropología del consumo respecto a dos premisas que aunque paradójicas, se complementan: la homogeneización interna de la cultura por un lado, y por otro, la necesaria atracción étnica de ciertos grupos.

– La hipótesis bajo las que en concreto se construyen las guías de Buenos Aires –y no parece ser un enfoque excepcional-, es la visión eurocéntrica, europeísta y norteamericana, conforme a la procedencia mayoritaria de sus lectores. Una Buenos Aires “casi” europea, dispuesta a construir la alteridad y la identidad basada en una visión subjetiva del destino, con las contradicciones, tensiones y ocultaciones consiguientes.

 

Paralelamente a la construcción de la imagen viajera de los destinos, el choque cultural entre habitantes y turistas ha sido un tema al que también ha prestado atención la antropología turística. En su día escribí respecto unas notas respecto al  choque-cultural, que ahora recupero, al conocer la denuncia hecha por Tourism Concern, sobre la situación en la que se hallan los refugiados birmanos Padaung, también conocidos como los “Kayan”. Sin derechos  humanos que les protejan e impedidos de reasentarse fuera del país, éstos son víctimas de las autoridades y operadores turísticos tailandeses, país donde se refugiaron hace dos décadas y donde son usados como atracción turística debido al interés que levantan en los turistas los vistosos aros de metal que llevan algunas mujeres y jóvenes. Convertidos en un verdadero Human Zoo, ahora denunciado en un documental que relata la situación de esta población. Las mujeres que portan los largos aros de latón reciben una media de 24 £ al mes en la estación turística alta –un turista paga 4 £ por a visita a los poblados-, en tanto que el resto de la población no recibe nada y sobreviven gracias a la ayuda humanitaria. El gobierno tailandés controla el dinero ingresado repartiéndose los beneficios con los touroperadores, e impidiendo cualquier posibilidad laboral o de realojamiento a esta población al negarle los derechos de refugiados. Algunas mujeres del poblado han comenzado a rebelarse ente esta explotación y Naciones Unidas junto a algunas ONGs han denunciado la situación.

 

1 comentario

Archivado bajo Culture, Impactos turismo, Patrimonio Cultural, Relatos de viaje, Tendencias, Travel, Turismo cultural, Viajes, Videos viaje

DEFINICIÓN DE TURISMO (IV). La desaceleración como alternativa a las crisis del turismo

 

 

El decrecimiento es la expresión última de un posicionamiento al que se llega tras una afirmación de códigos o tópicos opuestos a los dominantes en la práctica actual de la industria turística. Así, frente a la movilidad, el exotismo, el consumo, la publicidad …, más allá de una utopía hay quien se manifiesta a favor de la proximidad, la frugalidad, la reducción de gastos o la lentitud. Philippe Bourdeau y Libéra Berthelot, de la Universidad de Grenoble están llevando a cabo un replanteamiento del hecho turístico a la luz del concepto de “decrecimiento económico”, sobrepasando los tópicos consensuados social y científicamente, acerca de los beneficios y la naturaleza apolítica y ahistórica del turismo. Su investigación ha partido de una encuesta exploratoria, varios acercamientos empíricos sectoriales y conduce a un ensayo general más especulativo. El concepto de decrecimiento refuta el economicismo y el productivismo como finalidad de las sociedades humanas. El primer cuestionamiento a hacer tiene que ver con la misma concepción del ocio y el tiempo libre en una sociedad de trabajo en cuyos valores está profundamente anclado. El concepto de vacaciones está en efecto orientado según los instrumentos del modelo económico dominante al hiper-consumo de recursos y se parece cada vez más a la jornada de trabajo.  Por otra parte el turismo habría contribuido con su propagandista valorización de los lugares lejanos a la devaluación global de los espacios de proximidad. En medio de una sobre-movilidad sin sentido el turismo llega a jugar el papel de una “junk mobility” donde por la compra de un cierto producto se regala un viaje. Los valores se habrían invertido en relación a décadas pasadas y la movilidad entendida como instrumento económico hace del inmovilismo una reivindicación nueva. El turismo se entiende sin duda como un sector clave de crecimiento para el capitalismo de producción cultural.

Sin embargo, el turismo es una vitrina de las desigualdades sociales y de la asimetría norte-sur. Así en Francia, 4 personas de cada diez no van de vacaciones, mientras que los profesionales superiores lo hacen en un 90% y los obreros un 48%, o menos de uno de cada quince va a esquiar. Según la OMT, sólo un 3,5% de la población mundial, concentrada en los países desarrollados,  tiene acceso al turismo. Frente al “liberalismo de rostro humano” que trata de proclamar la OMT, la creencia de que las “vacaciones de unos despiertan el malhumor de otros”. Justo para contraatacar, la OMT ha lanzado con fuerza sus campañas que promueven el turismo como “fuente de riqueza” y “agente de lucha contra la pobreza”, en la práctica poco más que contragolpe ideológico a las críticas.

La cuestión medioambiental ligada al turismo no es menos importante ni desigual en el origen de sus impactos. Así, un 5% de los franceses son responsables del 50% de las emisiones de GEI a causa de sus viajes turísticos nacionales, y el 10% más activo emite casi los dos tercios.   Según un estudio llevado a cabo por el Ministerio de Ecología francés, las emisiones de GEI debidas a los transportes pasaron en el conjunto de emisiones nacionales de representar un 21% a inicios del anterior decenio a un 26,5% actual. El peso de los desplazamientos turísticos representaba en 2006 un 3% de las emisiones totales de GEI y un 6% teniendo en cuenta el transporte internacional, y alcanzando un 8% al sumar el turismo de negocios. El 62% de esas emisiones correspondían al transporte aéreo y un 42% a los destinos lejanos, añadiendo como las prácticas más contaminantes están ligadas a los alojamientos de mayor categoría y actividades deportivas y de naturaleza, especialmente marítimas. El envejecimiento de la población, la expansión de los vuelos low cost y las perspectivas de multiplicación por dos del número actual de turistas en 2020, aconsejan según este informe, considerar “globalmente la cuestión de los instrumentos económicos, permitiendo limitar el uso de los transportes más contaminantes…”.

Por aquí y por allá, de L’Express al Washington Post o Terra Economica , se percibe la conciencia de la incertidumbre y la profundidad de la crisis, en tanto que el sector profesional y parte importante de las administraciones públicas e instituciones, continúan viviendo su euforia técnica, económica, financiera o inmobiliaria, apenas desplazando levemente los centros de gravedad de la atención mediática, asombrada y cómplice de los fuegos de artificio lanzados, vestidos siempre del confortable “beneficio sostenible”.

Los conflictos sociales ligados a una industria escasamente comprometida con la estabilidad y calidad de las condiciones de trabajo de sus empleados, la crisis ambiental y de imagen, el sentimiento anti-turista extendido, son entre otros, elementos a considerar si requiere aprovechar la crisis actual para abordar una crisis de modelo con soluciones verdaderamente originales y dirigidas a personas antes que a consumidores.

INFORMACIÓN:

http://www.degrowth.net ; www.decroissance.org ; www.decrescita.it

DEFINICIÓN DE TURISMO (I)

DEFINICIÓN DE TURISMO (II)

DEFINICIÓN DE TURISMO (III)

DEFINICIÓN DE TURISMO (IV)

 DEFINICIÓN DE TURISMO (V)

 

 

 

 

 

3 comentarios

Archivado bajo Lentitud, Slow Food, Tendencias, Touris you are the terrorist, Travel, Turismo sostenible, Turismo y cambio climático, Turismo y desarrollo, Turismo y pobreza

DEFINICIÓN DE TURISMO (III). La quietud como alternativa a las crisis del turismo

Viajes punto y aparte, de Dominique Vernay (Salinas, Asturias). EL PAIS SEMANAL 31/08/2008

“-¿Qué tal las vacaciones?… ¿adónde fuisteis?

-Aún no lo sé, la agencia nos da las fotos mañana…ya te diré.

Silencio perplejo al otro lado del teléfono… ¿diálogo de besugos?, ¿cruce de líneas?, ¿estrés posvacacional?

-No sé de qué te extrañas, maja… ya te dije que la agencia que habíamos contratado era fantástica, aunque eso sí, muy cara. Pero lo pagas a gusto porque no tienes que ocuparte de nada… fíjate lo que te digo, de nada, ni siquiera tienes que salir de casa. Pero creo que lo pasamos muy bien y que en las fotos se nos ve muy contentos. ¿Y vosotros, qué tal?…

Si hay una alternativa radical en este momento frente a la generalizada orden de movilidad humana, ésta es la voluntaria quietud. La rebeldía, como un día fue el nomadismo, tal vez hoy sea sin duda mantenerse inmóvil. Una forma ensayada de viaje experimental.

Algunas referencias al respecto:

PROTOCOLO DEL QUIETO, “…  en virtud del cual se concedería a todos los hombres por igual un cupo de movilidad con un máximo de kilómetros a recorrer en el curso de una vida. Los viajes turísticos descontarían el doble de kilómetros mientras que no se registrarían las visitas a amigos, los desplazamientos solidarios, las estancias de trabajo o las becas de estudios, según el principio general de que sólo debería salir de su país el que tuviese algo que enseñar o algo que aprender. La idea sirve sobre todo para revelar irónicamente las destructivas consecuencias, ecológicas, económicas, políticas y sociales, de esta invasión de caníbales mirones que pasean libremente por el mundo su egolatría industrial. En otro mundo posible quizás se percibiría la necesidad y sensatez de esta propuesta. De momento nos conformaríamos con que pusiéramos del revés —para dejarlas del derecho— nuestras cabezas y comprendiéramos hasta qué punto es absurdo —y no normal—, contrario al sentido común y al buen juicio —y no lógico y natural— el que todo un país se organice para recibir alborozado a un blanco que quiere fotografiar se delante de la pirámide de Kéops mientras que todo un país se organiza para tirotear y apalear en una valla a un negro que quiere construir una casa…” ‘Turismo: la mirada caníbal’, Santiago Alba Rico

– VAGABUNDOS Y TURISTAS. Un retoque a un texto original de Zygmunt Bauman, con el argumento de negar la supuesta libertad de los turistas, quienes conducidos por la sociedad de consumo, birlada su libertad de elección ante propuestas cerradas y privados de sus derechos elementales, son víctimas encarceladas de una movilidad supuestamente liberadora. Por el contrario, serían los quietos los verdaderamente libres, al optar junto a los excluidos, por una voluntaria quietud. Una declaración de guerra en toda regla contra la industria opresora del viaje. El citado texto, extraído de una conferencia de Bauman en 1995, titulada “Turistas y vagabundos: héroes y víctimas de la posmodernidad” (La posmodernidad y sus descontentos. Ed. Akal, 2001, pág. 119), quedaría así: “… Los turistas, víctimas del mundo que hizo de los quietos sus héroes, tienen su utilidad, después de todo; tal y como les encanta decir a los sociólogos, son ‘funcionales’. Resulta difícil vivir cerca de ellos, pero es impensable vivir sin ellos. Es el cariz extremadamente escandaloso de sus privaciones el que reduce las preocupaciones propias al rango de inconveniencias marginales. Es su desgracia manifiesta la que mueve al resto a dar todos los días gracias a Dios por haberlos hecho turistas…”

– NÓMADAS DIGITALES. Vidas nómadas las de estos digitales a quien un reportaje de THE ECONOMIST comparaba con cangrejos ermitaños arrastrando sus cachivaches. Sin embargo, un nomadismo que no debe confundirse con la migración ni con el viaje, muerta la distancia, interconectado el mundo. Para el nómada digital no importa el desplazamiento, lo relevante es la permanente conectividad. Estos cambios tecnológicos soportan y contribuyen a acelerar nuevas formas de nomadismo social, con poblaciones cada vez más ligeramente conectadas. Cinco de cada diez best sellers escritos en Japón en 2007 lo fueron en teléfonos móviles. Los pioneros orientales marcan la tendencia que más tarde la corriente mundial seguimos. Los espacios se hacen híbridos y multifuncionales, flexibles.  Los oasis para nómadas sustituyen los viejos “terceros espacios sociales”, si bien creando habitáculos físicamente llenos pero psicológicamente vaciados. Incluso los patrones de viaje ‘radiales’ de la oficina a la oficina, cambiaron por otros en forma de ‘margarita’, de terceros lugares a otros terceros lugares. Movilidades forzadas de cangrejos con su casa a cuestas.

– AUTONOMADÍA. El antropólogo Franck Michel escribe sobre ‘turismo de proximidad para identidades plurales’. No dice que el turismo se haya convertido en plaga, sino directamente en una guerra que amenaza movilizar en todo el mundo más de mil seiscientos millones en 2020, sin hacer cuentas de lo que representa el turismo doméstico en el interior de cada país. Horrorizado ante lo que puede representar para la vida del ser humano en el planeta y en particular para este último, se plantea una refundación del hecho turístico, o al menos del viaje. Suena duro relacionar “producto turístico” con vacaciones, la compra y venta con el disfrute ocioso, y sin embargo eso es lo que ahora nos encontramos, invadidos por ofertas enervantes en las páginas de periódicos, emails, vallas publicitarias… Turistas a la postre tan presionados por visitar como oprimidos por consumir, dice Michel. La mundialización humanista que proclama sería un mestizaje entre el “Volem vivre al pais” y el “les frontières on s’en fout”, dos gritos sesentayochistas, el primero occitano, el segundo nacido de la revuelta obrera y estudiantil. Ir más lejos del descafeinado discurso de la sostenibilidad si se desea en verdad salir de las posiciones viejas de lo turísticamente correcto. Propone en fin, dos vías:

– Para las poblaciones autóctonas de los países del Sur, dotarlas de un “pedestal” sociocultural autónomo, capaz de resistir ante la mundialización y el turismo de masas, reforzando cinco ejes principales: la lengua, las creencias, la cultura, la organización social y familiar y la historia.

– En los países del Norte, se hace preciso romper con el discurso impostor del desarrollo, vivido como nueva religión occidental y liberal. Cuatro alternativas para retomar un sentido del viaje personal y colectivo, para arrancar de las manos de los traficantes de sueños el comercio de los viajes: un viaje diferente al estilo de un ‘slow travel’, permanecer en casa para re-apropiarse del espacio físico y social próximo junto a su universo, viajar lejos de casa pero haciendo prueba de una real apertura al otro así como con imaginación e iniciativas originales, viajar al corazón mismo de la inmigración visitando aquello que algunos no quieren ver jamás, y también haciendo visibles a los inmigrantes en nuestras propias vidas, en nuestras casas.

Viajando al fin con la mochila en casa…

 

DEFINICIÓN DE TURISMO (I)

DEFINICIÓN DE TURISMO (II)

DEFINICIÓN DE TURISMO (IV)

 DEFINICIÓN DE TURISMO (V)

 

 

 

4 comentarios

Archivado bajo Literatura viajera, Relatos de viaje, Slow Food, Tendencias, Travel, Turismo sostenible, Turismo y cambio climático, Turismo y desarrollo, Turismo y pobreza, Viajes

INKAFEST Mountain Film 2008

De buena hora escuché la otra noche en la radio a Sebastián Alvaro, contar desde Lima (Perú), las películas premiadas en el INKAFEST Mountain Film 2008. Se trata de un festival organizado por Mountain & Culture, una asociación cultural sin fines de lucro conformada por montañistas y documentalistas, con el objetivo de acercarse a las comunidades deportivas y a la gente de ciudad para ofrecerles películas, exposiciones, presentaciones de diapositivas que traten de deportes de montaña y aventura. Además de crear una plataforma para el cambio de ideas entre cineastas, deportistas y el público, al mismo tiempo que apoyar los modos más artísticos y eficaces de comunicar todo lo relacionado al mundo de la montaña. El objetivo de este festival también es destacar la importancia de la ecología, la preservación de las montanas y la naturaleza en el mundo de hoy.

Vale la pena echar un vistazo al conjunto de películas presentadas –hay verdaderas joyas- al igual que recomendar de paso las que se exhiben en un festival hermano de INKAFEST y más cercano geográficamente, el Festival de cine sobre medio ambiente, CINESTRAT de Finestrat (Alicante).

He visto algún tráiler de las películas y documentales presentados. Os quiero destacar:

El Gran Premio (mejor película del festival): OIL + WATER, de  Seth Warren y Tyler Bradt (USA)
Por mostrar con humor y creatividad la peripecia de dos jóvenes kayakers que atraviesan América de punta a punta y, que sin renunciar a la aventura, intentan sensibilizar de uno de los grandes problemas energéticos a los que se enfrenta la sociedad actual.

Premio a la mejor película de Aventura: ACONCAGUA SPEED FLYING, de Damien Dufresne & François Bon (Francia)

Porque, casi en tiempo real, y de la forma técnica más sencilla, transmite la sensación de vértigo que enfrenta un especialista en una situación de alto riesgo.

 

Premio a la mejor película de Medio ambiente y Naturaleza: EL IMPACTO CRUDO, de James Wood (USA)

Porque de una forma rigurosa y comprometida desarrolla un tema de vital importancia para la humanidad, como es la urgencia de cambiar el modelo de desarrollo, que se ha demostrado agotado y un mayor respeto por el Medio Ambiente.

Premio Especial del Jurado a: LA NIÑA DEL CAMINO, de  Jean-Francois Castell (Francia)

Porqué de una forma muy ajustada, muestra la búsqueda espiritual de una pareja, a través de una peregrinación por el Camino de Santiago, en la que afloran los grandes sentimientos de la persona con las que la rodean, al tiempo que con los animales y la naturaleza.

Deja un comentario

Archivado bajo Travel, Viajes