Archivo de la etiqueta: Julio Aramberri

NO TURISTAS

Antes hemos escrito sobre la desigual incidencia que el turismo tiene en unos y otros lugares, grupos, sectores, etc. Es sin duda una actividad que nos permite como otras analizar el intercambio desigual e injusto entre bienes y personas, donde no faltan impactos negativos igualmente desiguales en su reparto tal como han señalado sociólogos como Julio Aramberri o antropólogos como Noel Salazar. Es la misma queja que días atrás transmitía Maruja Torres, en un artículo sobre el impacto del turismo en Egipto, donde recomendaba el texto de la profesora Marta Alvarez Alday acerca del Impacto económico del turismo en el primer y el tercer mundo.

Aquí en OLEOPOLIS habíamos escrito sobre el rechazo al turista de colectivos y grupos urbanos que se sentían asediados en sus espacios vitales. Ahora leemos la queja radical de los habitantes de Nazaret, un poblado de la selva colombiana que se ha blindado y vetado el paso a los turistas, salvo si disponen de la preceptiva autorización dada por la asamblea vecinal. Hartos de los impactos negativos, la agresión a la intimidad, la pérdida cultural y la ausencia de beneficios, han hecho uso de su derecho a tomar decisiones, y de momento la suya es cerrar las puertas con las excepciones ya comentadas. Los comentarios escritos por los lectores de la noticia que enlazamos del diario colombiano EL ESPECTADOR, matizan la respuesta de la comunidad Ticuna. Uno de ellos escribe: “Defender la cultura es como defender la madre, y la tierra es el seno de esa madre donde nace y se abunda la vida de la gente

Anuncios

1 comentario

Archivado bajo Imagen Turística, Impactos turismo, Turismo conceptos

HUÉSPEDES Y ANFITRIONES

0inlanderhau

Santiago Sierra, Banner suspended in front of a cove, Cala San Vicente, Mallorca, Spain. August 2001. Photo: Santiago Sierra http://www.we-make-money-not-art.com/archives/2008/04/tourism-has-long-since-become.php

La relación entre nativos y turistas, entre huéspedes y anfitriones ha sido a lo largo de la historia más reciente del turismo un exponente preclaro de los avatares en medio de los que esta actividad se ha desenvuelto. Así,  en la efervescencia del turismo de masas característico del periodo fordista, los monumentos aparecían en las imágenes de las postales vacíos de turistas y los residentes apenas hacían eco de presencia salvo en la pose etnográfica del pescador, la necesaria aparición del guardia dirigiendo el tráfico o el coche de caballos a la puerta del principal atractivo histórico-artístico de la ciudad. Sin embargo y tras los pronunciamientos más o menos matizados de cómo se ha enfocado esta relación entre los que llegan a un lugar y los que ya están en él, se ha destapado una urgente y manifiesta necesidad de mostrar juntos a turistas y vecindario, en un entorno neutral donde tal vez ni siquiera el vecindario conserve ya sentido de vecindad con el lugar que habita. Han surgido así experiencias que buscan representar el ideal de autenticidad y buena convivencia con el que tanto la industria turística, como las administraciones, como el viajero de buenos sentimientos, como el local de hospitalaria condición, quieren reconocerse. Del couchsourfing, a las campañas dedicadas a fomentar el turismo de los propios residentes, a los greeters que enseñan New York, Toronto, Chicago, Houston, París o Escocia, con especialidades incluidas como las gastronómicas en compañía de gente gourmet o sencillamente guiados por gente local. Del “turista a tu casa”, al “turista en casa”, la percepción de pertenencia al lugar se mueve a la misma velocidad de cambio que la llegada del Señor Obama representa para la Casa Blanca. O al menos así parece.    

1 comentario

Archivado bajo Fotografía, Impactos turismo, Movilidad, Tendencias, Touris you are the terrorist, Turismo conceptos

TURISMO Y GLOBALIZACIÓN

Frente a la visión del turismo como paradigma de la globalización, el sociólogo Julio Aramberri mantiene que éste favorece en menor medida la integración entre sus componentes que otros sectores como el sistema financiero, las industrias audiovisuales o las redes de información. Esto se refuerza merced a que las principales fuentes estadísticas –OMT, WTTC y WEF-, se basan en el análisis de indicadores muy limitados, en especial al no considerar al turismo “doméstico” entre sus fuentes. Aramberri afirma que “…lejos de una generalización de la tendencia de todas sus partes, parece que el turismo mundial se distribuye en conjuntos o clusters donde el turismo se presenta cada vez más integrado entre emisores y receptores”. Obviamente los tres conjuntos destacados son los constituidos por Europa junto al Mediterráneo Sur y Norte, Norteamérica con Méjico y Caribe y en tercer lugar Asia Oriental al Norte y al Sur. Concluye que el sistema turístico mundial no se estructura en grandes flujos intercontinentales sino en conjuntos regionales o interregionales, contando cada uno con sus países claves y su hinterland. Al faltar esos hitos en zonas como Africa, Latinoamérica, Asia Meridional u Oriente Próximo, el turismo es escasamente globalizador. Sistematiza los datos del Consumo Turístico de los Viajes & Turismo (V&T) y su comparación con el PIB nacional, estructurando el turismo mundial en tres grupos (V&T/PIB):

I) Gran Incidencia. Países de bajo desarrollo y diversificación; islas o pequeños territorios; próximos a grandes mercados emisores: Maldivas, Zimbabwe, Fiji, Croacia, Rep. Dominicana.

II) Desarrollo sostenido:

II.1) Países desarrollados. Países desarrollados más otros cinco miembros de la UE, representando el turismo más del 10% del PIB, economías diversificadas, receptores y emisores importantes, mercados internos de altas rentas y productos turísticos diversificados.

II.2) Estrellas Ascendentes. Países en rápido desarrollo, economías crecientemente diversificadas con peso de la industria de V&T, destinos bien posicionados y próximos a mercados emisores: Túnez, Tailandia, Marruecos, Costa Rica, Malasia, Egipto, Kenia, Turquía, Senegal…

II.3. Intermedios. Economías poco diversificadas, a veces islas (Papúa), a veces más desarrollados (Hungría, Polonia), cercanos a mercados emisores (Ucrania, Albania).

III) Atrasados. Areas menos desarrolladas, bajo PIB y renta per capita, mercados interiores limitados, economías poco diversificadas y distantes de mercados emisores. Países como Federación Rusa, Vietnam, Méjico, Sudáfrica, China, Argentina, Pakistan, India o Bangla Desh.

Aramberri opina que el turismo seguirá animando una globalización limitada. Por otra parte, la correlación entre desarrollo humano y  turismo, muestra una mejora en educación, salud o lucha contra la pobreza paralela al incremento de llegadas turísticas, lo que nos lleva a pensar en el caso de los PVD si es el turismo el factor –o uno de los factores- que contribuye a mejorar estos indicadores o por el contrario es la mejora de éstos la que facilita la llegada de los turistas. El papel del Estado y sus políticas, la actitud de la población, su historia y cultura, son determinantes junto a los factores físicos y ambientales, las infraestructuras, inversiones y condiciones de acceso, de un mayor o menor crecimiento de la actividad turística. En este sentido, el  World Economic Forum, está elaborando un Indice de Competitividad Turística (TTCI), como instrumento con el que potenciar la competitividad turística de los PVD y reducir la pobreza. El Indice combina 14 indicadores, agrupados en tres subíndices: Base normativa, Infraestructuras y entorno de negocio, y Recursos culturales, naturales y humanos. La OMT como colaboradora, ha pedido un ajuste metodológico del TTCI que module la penalización que representa en este ranking el hecho de valorar el desarrollo sesgadamente en aspectos críticos en los PVD. En todo caso, añade la OMT, deberían darse importantes transferencias de fondos para pulir las grandes diferencias de la actual situación de partida.

 

 

Deja un comentario

Archivado bajo Turismo y desarrollo, Turismo y pobreza